La Fuerza Aérea está reactivando el 65º Escuadrón de Cazas trasladando 11 F-35A Lightning II a la Base de la Fuerza Aérea Nellis, Nevada, como parte de una iniciativa más amplia para mejorar el entrenamiento de los aviones de combate de quinta generación.

La acción se produjo después de que el general Mike Holmes, comandante del Comando de Combate Aéreo, recomendara mejorar el entrenamiento para el desarrollo de tácticas de combate de quinta generación y el apoyo aéreo cercano al caza F-35 para complementar al tipo de aeronave de cuarta generación que se está utilizando actualmente.

Para cumplir con este requisito, la Fuerza Aérea decidió crear un escuadrón de cazas de quinta generación en la Base de Nellis  y trasladar al escuadrón nueve aviones F-35A sin capacidad para el combate desde la Base de  Eglin, Florida. «Este movimiento nos permitirá reutilizar la producción de los primeros F-35 para ayudar a entrenar a los Aviadores para el combate de alto nivel«, dijo la Secretaria de la Fuerza Aérea Heather Wilson.

«Los escuadrones de caza han estado perfeccionando las habilidades de los pilotos de la Fuerza Aérea desde principios de la década de 1970«, dijo el Jefe de Estado Mayor de la Fuerza Aérea de EE. UU., el General David L. Goldfein. “Proporcionan una dosis de realismo en los ejercicios aéreos y su valor de entrenamiento es crucial. Estos aviones  F-35 nos mantendrán a la vanguardia de los adversarios en los próximos años«.

El traslado de aviones dsdee la Base Aérea Eglin a la Base Aérea Nellis no ocurrirá hasta que los aviones recién producidos lleguen a la Base Aérea Eglin para reemplazarlos. Se planea que las nuevas aeronaves lleguen a la Base Aérea Nellis a principios de 2022.  El 65º Escuadrón, que anteriormente voló con F-15 Eagle, se desactivó en septiembre de 2014.

La Fuerza Aérea de los Estados Unidos también asignará dos aviones F-35A desde la Base de Edwards , California, a Nellis AFB para unirse al 24th Escuadrón de Apoyo Aéreo Táctico. El 24th TASS es un escuadrón de cazas “Falcon” F-16 cuya función principal es respaldar y realizar entrenamiento de apoyo en vuelo cercano. La introducción de los F-35A de Edwards  permitirá una capacitación adicional para los F-35A como elementos activos del soporte aéreo.

La reactivación del escuadrón de caza y la adición de aviones al escuadrón de apoyo aéreo táctico agregará aproximadamente 194 militares adicionales y 37 contratistas a la base. Como parte del proceso de base estratégica, la Fuerza Aérea determinó que la Base Aérea Nellis era especialmente adecuada para cumplir con los requisitos de estas misiones porque alberga grandes ejercicios de Fuerzas Aéreas de Combate, Escuela de Armas de la Fuerza Aérea de los EEUU, cursos de Instructor de Armas, un escuadrón de pruebas y evaluación y Grupo de integración de soporte aéreo cercano.

La Fuerza Aérea tomará su decisión final sobre la base después del cumplimiento de la Ley de Política Ambiental Nacional y otros procesos normativos y de planificación.

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario